Pensar, desde la isla y más allá.





Llueven mujeres aladas 
con ramos de cerezas 
azules 
en sus labios carmesí 
vestidas con velos transparentes 
vuelan sobre la ciudad 
verde
de mi cuerpo en llamas.
Se muestran con gemidos orgiásticos
parecen parvadas de ebrios pájaros 
púrpura todas...
Como si de algún árbol cósmico 
fuesen las flores 
que deben caer en otoño
Hierve mi cuerpo sudores 
dorados 
con destellos amarillos
fosforescentes.
Dispuesto a inundarme entre el océano
de sus cuerpos perfectos 
lúbricos 
preparo mi nave pervertida 
y así volar...
El granizo de sus deseos me llena 
me cubre
me acaricia
mientras el cielo se pinta de rosa.
Helena la más bella
cabalga sobre un corcel brioso
de nubes pardas
parece que lleva el control erótico 
de esas mujeres pájaros 
que desean "destrozar" mis carnes 
plateadas.
Me cuelgo del talle perfecto 
de mi secuestradora 
y dando piruetas varias 
nos internamos dentro 
del ombligo de la luna.



Ella tiene su boca





Ella tiene en su boca de ensueño 
el océano de mis besos 
y hasta ciertos mares furiosos 
de mis amores...
Y me maldice cuando llega la noche 
y estoy sobre el ebrio tejado 
danzando 
y ella ronronea mi presencia.
Es mi gata en celo
yo su amante lejano 
ausente 
ebrio 
loco
que suspira sus uñas afiladas
mientras me lamo el pelo 
con mi lengua áspera.
Soy felino púrpura 
visitando las palomas blancas 
para "violarlas".


____

El Seis (no es de un país en particular, es un hombre universal. Por el momento se encuentra en los Estados Unidos Mexicanos, como podría estar en España, Argentina, Francia, Alemania). Se ha preparado en grado óptimo en los bares, cantinas, tabernas, panteones, y algunos manicomios.

Leer offline:
Descargar PDF
Imprimir